Ya llegó Murray

Si hace unos días comentaba la dificultad de Ferrer para llegar a las finales de los Gran Slam, lo mismo le sucedía a Murray, pero no para llegar a las finales sino para ganarlas. Dos Open de Australia, uno de Estados Unidos y un Wimbledon perdidos ante Federer (3) y Djokovi(1) atestiguaban su dificultad para ganar estos torneos y para vencer a estos dos monstruos de la raqueta junto con Nadal.

 En muchos momentos ha parecido que Murray podía alcanzar un escalón más, quizá a la altura de estos tres en algún momento de la temporada. Calidad no le faltaba ni tampoco otras cualidades. Solamente ese plus de confianza, de cabeza, quizá de suerte…Está claro que para llegar a cinco finales de un Gran Slam hay que ser muy bueno, pero si quieres vencer rivales como los mecionados hay que tenerlo todo de cara.

 Es muy posible que la medalla de oro en Londres le haya dado a Andy Murray ese plus de confianza en sus posibilidades. Ante su público  y contra todo un Federer le aplastó sin contemplaciones en tres sets. Ese oro y los 8 Master Series demostraban que Murray al 100% puede ganar a cualquiera, incluyendo a Nadal, Federer y Djokovic y prácticamente en cualquier superficie,

 La victoria de antes de ayer demuestra este hecho y ajusta aún más el tenis entre los 4 primeros. Ferrer, un escalón por debajo, no alcanza a suponer una verdadera competencia. Veremos si Murray aguanta el ritmo, si Nadal vuelve de sus lesiones, si Djokovic continua perdiendo puntos y si Federer mantiene su número 1.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *