Empate en en el Bernabeu contra el Villarreal

El Real Madrid pinchó su primer partido contra el Villarreal, un partido trampa, contra un rival no sencillo y tras varios partidos en los que el juego había ofrecido dudas. Es curioso que el equipo de Zidane hizo de los mejores partidos de la temporada, pero hay jugadores que todavía no están a punto y eso se nota mucho en este tipo de partidos.

Ramos rematando

Ramos remantando

Es el riesgo de rotar con tantos jugadores para que toda la plantilla esté enchufada, que se tarda en poner el equipo a punto. Ahora mismo, la segunda unidad ofensiva, con Lucas, Morata y Asensio, está más en forma que la primera, la siempre titular BBC. Vienen de lesiones o del Europeo y la labor de Zidane es ponerlos a punto para empezar a competir.

Por otra parte, este equipo es peor sin duda sin Casemiro y sin Modric, dos jugadores prácticamente irreemplazables, especialmente el brasileño.

Con todo, el Real Madrid jugó una primera parte floja, mientras que  ya en la segunda apretó. Lo hizo mucho y bien por momentos, pero no fue suficiente. El asedio al que sometió al Villarreal contrasta con la pasividad de la primera parte en la que sendos errores de Varane y de Ramos provocaron un penalty que puso al equipo por detrás. Lo de Varanne ya preocupa porque ha perdido su sobriedad y lo de Ramos ya es simplemente costumbre. Lo que Ramos te quita, Ramos te da. Pero sus goles no justifican sus errores, ni tampoco tiene sentido que sea el único jugador junto al portero, que no ha rotado.

Analizando el partido con el resultado del Camp Nou, podría decirse que son dos puntos perdidos de posible ventaja contra rivales directos como el F.C Barcelona y el Atlético de Madrid. O se podría pensar al revés, y el Barcelona no está a solo 1 punto. La liga, ya se sabe, se pierde o gana en este tipo de partidos. Aunque por otro lado, la liga es muy larga y apenas estamos al inicio y no hemos visto la mejor versión blanca.

Como nota positiva el partido de James, el mejor de los 11. El colombiano es el de la primera temporada, Corre hacia adelante y hacia atrás, y luego su calidad hace el resto. Ahora mismo es un jugador que tiene que tener minutos. Sigo pensando que esta plantilla es muy completa y que el objetivo debe ser ganar el máximo de puntos posibles, rotando, para que allá por enero o febrero, todos los jugadores puedan ser usados y no haya una excesiva carga de minutos para ninguno. Y esa labor, con 17 o 18 jugadores disponibles, es la que está haciendo Zidane. Paradójicamente, solo faltan por incluir Cristiano Ronaldo y Benzema. Recordemos el comienzo del luso el año pasado, bajísimo de forma. Al francés se le ve también todavía muy pesado.

Para acabar, señalar la mala actuación del árbitro, que se comió penalty y medio por lo menos y estuvo pésimo en los minutos finales. Bien es cierto que el otro día en el partido del Español le regalaron a los blancos la no expulsión de Ramos. Lo comido por lo servido, pero espero que no se acostumbren.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *