Pinchazos de Real Madrid y Barcelona: Atlético líder

La liga española dejó durante este fin de semana dos grandes sorpresas, constatando que esta liga es diferente a las anteriores y que además el Atlético de Madrid sigue siendo rival de Real Madrid y Barcelona. De hecho se ha reforzado más que su rival madrileño y casi tanto como el Barcelona.

Lo más curioso es que lo que hace tres jornadas era de una manera, ahora es de la contraria. El Real Madrid empata como la hacía el Atlético de Madrid, y el Barcelona encaja los mismos 4 goles que antes metía a domicilio. Así que nadie se relaje que la liga es muy larga.

Lo que sí parece claro es que el Real Madrid vive su mayor crisis en la era Zidane. Cuatro empates consecutivos y la sensación de que faltan varios ingredientes en la fórmula. De hecho, los ingredientes se llaman Modric, Marcelo y Casemiro. Los dos primeros dan fluidez ofensiva y el tercero seguridad defensiva. Si a eso se le suma la baja de James y el mal momento de forma de Benzema y bajo momento de Cristiano (que a pesar de todo va a más), entonces este Real Madrid es más flojo.

Desde luego que no sirve de excusa, habida cuenta de la profundidad de banquillo del equipo de Zidane. Pero sí es cierto que las piezas de recambio no logran el mismo resultado que las originales. Ayer, solamente Bale mostró liderazgo y ganas. Con algún fogonazo de Kovacic, un buen papel de Nacho en los segundos 45 minutos y muchas dudas. Una de ellas es Isco. El malagueño no tiene sitio en la delantera de 3 porque le falta gol, pero tampoco parece no tenerlo en el medio, porque le falta simplificar las jugadas. Con cada vez menos minutos, da la sensación de que su tiempo en el Real Madrid se va agotando poco a poco.

Ese punto ante un equipo como el Eibar, que ojo, iba octavo en la tabla de clasificación, sabe algo mejor con la derrota del Barcelona. Cuatro goles encajados son muchos, aunque Ter Stegen cantase  en el último. Eso demuestra fragilidad defensiva del F.C Barcelona, que muestra los mismos signos que el Real Madrid. Sin los titulares absolutos el equipo rinde mucho peor. Y mucho más si falta Messi. El argentino puede estar bien o mal sobre el campo, pero sin él parece que el F.C Barcelona está huérfano, como si los jugadores no supieran a quién dársela cuando el partido está cuesta arriba.

Y luego está lo del Atlético de Madrid, liderando la tabla, con una racha muy buena de resultados y con la sensación de que dará guerra en todas las competiciones hasta el último momento. Ha fichado variado, pero sobre todo, el mejor fichaje fue el del año pasado, Antoine Griezmann. El francés es muy bueno. Ahora mismo top 3 mundial, marcando goles importantes y sobre todo, liderando a su equipo.

Hay liga, desde luego, y la habrá hasta la jornada 38, salvo desfallecimiento claro de alguno de los candidatos. Esto solo es el aperitivo, el campo de pruebas para lo verdaderamente que siempre suele coincidir con abril y mayo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *