Segundo tropiezo del Real Madrid

59b3edb8298c0El Real Madrid suma su segundo tropiezo consecutivo en liga tras el empate contra el Levante en un partido bastante flojo de los de Zidane. Así lo reconocía el técnico, que arriesgó con la alienación rotando a prácticamente la mitad del equipo y experimentado con una inédita banda izquierda con Theo y Marcelo.

 No faltan los que critican ahora a Zidane por las mismas rotaciones que fueron claves el año pasado ni tampoco los que atizan sin piedad a algunos jugadores. Nada nuevo bajo el sol, ya hemos visto en años anteriores como el madridismo a veces se devora a sí mismo, a pesar de venir de un doblete histórico, de venir de ganar dos títulos y de contar con una de las mejores plantillas de siempre.

 Lo cierto es que un equipo sin Modric, Isco y Cristiano Ronaldo se nota bastante aunque los suplentes intenten hacer su mejor trabajo. Tampoco ayudó el árbitro que le escamoteó otro penalty al equipo blanco. Aunque el problema del equipo en estos dos empates tienen más que ver con la falta de acierto y la concesión de goles fáciles, con despistes defensivos graves.

 Zidane tiene que hacer varios ajustes y lo sabe, y el equipo ha de empezar a apretar los dientes si no quiere que la temporada se le haga muy larga en liga. No obstante no tiene un gravedad significativa si analizamos años pretéritos e incluso al propio Real Madrid del técnico galo. Lo importante es llegar a abril y mayo con el equipo en su mejor momento y con las opciones de ganarlos, con el equipo sano. Por eso el objetivo de Zidane es meter en estos partidos a los nuevos, aunque ahora el resultado no sea el deseado. En abril lo agradecerá el equipo porque los más titulares estarán más frescos y los teóricos suplentes estarán más rodados, preparados para jugar en cualquier momento.

 Conviene por tanto analizar el resultado con perspectiva y no caer en un histerismo fácil, lamentándose por la falta de un delantero o por la falta de gol de equipo, que es cierto que ahora mismo no está en su mejor momento goleador. La ausencia del mejor jugador del mundo se está notando demasiado, como preludio de lo que pasará cuando se retire un jugador absolutamente determinante como Cristiano Ronaldo.

la realidad es que el mes de septiembre es históricamente malo para el Real Madrid, y este equipo todavía tiene hambre aunque le está cogiendo el pulso a esta temporada 2017-2018. Sigamos confiando en Zinedine Zidane.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *