El Real Madrid pierde contra el Bayern de Munich

Salió el Real Madrid al Allianz Arena sabedor de que se trataba de un partido importante aunque sin dejar de ser un amistoso. Así lo parecía tras ver una alineación repleta de probables suplentes. Con Lucas Vázquez y Cherychev en las bandas y con Casemiro en el medio centro parecía claro que Benítez apostaba por dar minutos a todos los miembros de la plantilla. Para eso le han fichado, entre otras cosas, para lograr una plantilla competitiva de al menos 19 jugadores. Y no hay mejor manera de hacerlo que dando minutos de calidad a todos ellos.

Real Madrid contra el Bayern de Munich en la Audi Cup 2015

Escudos del Real Madrid y del Bayern de Munich en la Audi Cup 2015

La primera parte demostró las ganas de muchos de ellos y la confirmación de la vuelta de Jesé tras un año pasado que debió ser duro y difícil para alguien de su talento. El canario puede ser el gran fichaje del Real Madrid si logra encontrar un hueco en la delantera. Con olfato de gol, velocidad y regate está por ver si definitivamente se va a mover como delantero o si será un comodín para el frente de ataque. En realidad esa duda es aplicable a casi todos los jugadores. Parece existir un consenso claro acerca de la titularidad de la BBC pero no acaba de estar claro quien jugará en cada posición.

La segunda parte trajo más dudas con James en sustitución de Jesé como delantero, Modric en la media punta y varios canteranos. Se trataba de dar minutos y de hacer probaturas y de ahí salió un segundo tiempo desconcertante, con el Bayer tocando en demasía y con el Real Madrid sin apenas tocar balón, muy replegado atrás. De un tiro de falta ejecutado por Douglas Costa, el brasileño fichado por 30 millones, el mejor del partido, llegó el gol de Lewandosky a falta de 3 minutos. El polaco es el delantero que le falta al Real Madrid desde la marcha de Van Nistelrooy.

Con un sutil toque venció a Keylor Navas que se quedo sin salir ante uno de esos difíciles balones laterales. He leído por ahí que fue una gran cantada. Ni lo uno ni lo otro aunque si tengo claro que los dos mejores porteros del mundo Courtois y Neur habrían salido por alto a blocar ese balón. El costarricense no lo hizo porque no es uno de los 3 mejores del mundo, pero aún así, su concurso fue destacable con varias buenas paradas. Está por ver todavía si se quedará o si vendrá De Egea. De confirmarse finalmente el traspaso creo que sería un error pagar por un portero que no necesitas 20 millones y más pudiéndolo fichar gratis el año que viene y con la portería asegurada por dos buenos porteros. Veremos.

 

Munich, el penúltimo capítulo.

El Real Madrid se juega contra el Bayern mucho más que una semifinal de Champion League. Después de 4 semifinales seguidas y tras un cambio de entrenador, el club necesita llegar a esa final y ganarla. Ese sería el mejor espaldarazo para un entrenador, que a pesar de haber ganado ya un título, va a necesitar el aldabonazo definitivo de una Champion, en vista de la dificultad de ganar la liga.

 El Real Madrid está en su mejor momento de la temporada, con dos victorias críticas ante Barcelona y Bayern de Munich y con las derrotas contra el Sevilla y el propio Barcelona, en liga, ya olvidadas. Ahora solamente importa Munich, Alemania, ese país maldito, hasta la goleada contra el Shalke por 1 a 6, y ese campo inexpugnable donde el Real Madrid prácticamente nunca ha sacado buenos resultados.

 Si atendemos a los 7 últimos partidos, el resultado más repetido es el 2-1. Un resultado con el que pasaría el equipo blanco y que puede ser perfectamente repetible. De hecho la probabilidad de que el Real Madrid marque es altísima pero también de lo que haga el equipo alemán.

 Si los de Ancelotti piensan de manera conservadora y se echan atrás o permiten que el Bayern de Munich ataque en exceso es posible que al final acaben marcando más de un gol. La mentalidad ha de ser no solamente la de marcar sino la de ganar. Lo contrario es empezar el partido ya en desventaja.

 Este equipo, solamente con la delantera, ya debería ser capaz de ganar a cualquiera pero si además le sumamos la calidad de los de abajo debería ser argumento más que suficiente para que los jugadores vayan a buscar el partido.

 Buscar el partido no es ni tener más posesión ni menos posesión, es simplemente creer en ser mejores, en que es posible marcar dos goles y sentenciar la eliminatoria. Buscar el partido es buscar los puntos débiles del rival y potenciar los puntos fuertes propios.

 Creo que se dan las circunstancias adecuadas para que los jugadores no salgan desconcentrados como en Dormunt o acobardados como en otras ocasiones. El entorno del Bayern ha hablado demasiado y los jugadores normalmente son sensibles a esas críticas y a esas muestras de superioridad. Ellos son los primeros que deben de creer en ellos mismos, y después de la victoria en casa y del título de la Copa del rey, creo que son conscientes.

 Esa concentración plena y la capacidad física al 110% junto con algo de suerte para marcar los goles que se fallaron en la ida y contra el Barcelona son los que deberían dar la victoria al equipo blanco.

 Ojalá así se rompa la maldición ya deifnitivamente y este Madrid pueda decir que eliminó de manera consecutiva a tres equipos alemanes en Champion League. Primero el débil Shalke, luego el moderno y joven Borussia Dormunt y al final, el temible Bayern.

 Sois los siguientes!