Derrota del Real Madrid en Moscú

Maciulis lucha un balón.

Maciulis lucha un balón. Fuente: www.realmadrid.com

El partido del Real Madrid en la dificilísima cancha del CSKA de Moscú respondió a un guión no poco frecuente de este Real Madrid de Laso, con muchísima irregularidad a lo largo del partido.

Salió el equipo super motivado y concentrado, quizá acordándose del pésimo partido en el Palau, conocedor de la importancia de ganar en una plaza en la que no ha ganado casi nadie, y contra un equipo imbatible este año. Fue tan bueno el primer cuarto como malo el segundo. Se pasó de concederle a los rusos solo 17 puntos a casi el doble, 32; y lo mismo en la anotación pero a la inversa, se pasó de anotar 26 puntos a solamente 12.

A partir de ahí, los rusos fueron apretando y aflojando y el Real Madrid fue haciendo la cuerda, no sin esfuerzo. El mérito de llegar prácticamente empatados al final se diluye con una mala gestión de los segundos finales y con el hecho de no ser capaces de encontrar durante el partido la regularidad necesaria. Fueron detalles, momentos de desconcentración de gente como Hunter, Randolph u otros claves como tiros de Rudy o Llul. Ambos jugadores no están en su mejor estadística de acierto, y eso lo nota el equipo.

Con un porcentaje de triple del 25.8%, con casi el doble de tiros que el CSKA en este campo (31 contra 17), resulta difícil ganar. Esa precisión que se tuvo al principio de la temporada se ha perdido en los partidos más importantes: Baskonia, Barcelona y CSKA, y eso se nota. Falta aprovecha el juego interior; explotar los recursos que tiene un equipo con 4 pivots como Ayon, Hunter, Ranldoph y Reyes, mas Thompkins. Porque de lo contrario todo depende del acierto exterior.

Ayer se vio a un equipo que concentrado aspira a todo. Hay plantilla y equipo para ello. Pero también se vio un equipo al que pareció faltarle gasolina para aguantar el ritmo de un equipo como el CSKA. Hablamos de una plantilla estratosférica, con un jugador como De Colo, ahora mismo el mejor base de Europa, que en apenas 26 minutos destrozó al Real Madrid, con unos números de super crack: 28 puntos y 35 valoración. Pero precisamente De Colo no apareció en el primer cuarto ni el resto del CSKA. Fue después cuando los rusos vieron flaquear al Real Madrid, cuando se hizo sangre.

Esta temporada y la Euroliga concretamente, va a ser muy larga, también para el Real Madrid.

Estadísticas captura-de-pantalla-2016-11-12-a-las-12-30-24

La tercera Final Four consecutiva para el Real Madrid

Sabíamos la ciudad donde se iba a disputar la Final Four, en Madrid, y ya sabemos los 4 equipos que a disputarán: Real Madrid, CSKA de Moscú, Olimpiacos y Fenerbahce. Excepto el equipo turco, los otros 3 vienen frecuentando esta final los últimos años. El equipo griego ha ganado 2 de las tres últimas, mientras que el equipo español ha sido subcampeón en las últimas dos ediciones. Por su parte, los rusos, casi siempre con el mayor presupuesto solamente ha alcanzado una final en los últimos años.Cada equipo presenta una característica propia que hace de los cruces, Real Madrid- Fenerbahce y Olimpiacos.-CSKA Moscú interesantes duelos.

Emparejamientos Final Four 2015

Emparejamientos Final Four 2015

 Los españoles juegan en su casa, con el lastre de las dos últimas derrotas y con la sensación de que  ya por fin toca que llegue su momento. No obstante, el factor campo es un arma de doble filo, y en absoluta garantiza la victoria.

 Les estará esperando con la pizarra el mejor entrenador europeo de la historia, Obradovic, fichado por los turcos precisamente para hacer lo que ha logrado, llevar al equipo a la élite europea. Nadie como él para hacer a un equipo con buenos mimbres de campeón.

 En el otro lado del cruce se mezcla el corazón griego del inefable Spanoulis, un Navarro heleno, un jugador histórico con una plantilla venida a menos pero repleta de intensidad. Al frente, los fríos rusos, con Kirilenzo a la cabeza y con el base Nando de Colo, un francés para aportar algo de calidez al juego. Un equipo fuerte, con altura que desde hace tiempo se desmorona en esta fase de grupos, incapaz de alcanzar el que debería ser su techo, ser campeones de la Euroliga.

 Antes de llegar a esto, el Fenerbahce eliminó al actual campeón de Europa, al Maccabi electra, el Olimpiacos le dio la vuelta al factor cancha eliminando al Barcelona y el CSKA se deshizo de otro clásico, el Panathinaikos. Finalmente el Real Madrid impuso su calidad y el factor cancha para derrotar al Efes Pilsen.

 En baloncesto, en este tipo de partidos, difícilmente se puede apostar por alguien y menos con estos 4 equipos que reúnen todos los ingredientes para ver unas apasionantes semifinales.

 Evidentemente el Real Madrid es un firme candidato. Se ha mostrado en partes de la serie contra el Efes Pilsen como un equipo firme, aunque con la irregularidad habitual. Tiene una inmensa calidad, especialmente en el equipo exterior, pero necesita la aportación de los interiores, si quiere competir en este tipo de partidos. Como se vio en las finales del año pasado, es posible derrotar al rival a base de acierto exterior como ocurrió en las semifinales contra el Barcelona, pero repetir ese nivel de acierto durante dos partidos consecutivos ante grandes equipos es ciertamente difícil.

 Y ahí deben entrar otras armas, como balones a los pivotes, intensidad defensiva, jugadas de estrategia y sobre todo mucha inteligencia y sangre fría. No tengo dudas de que el Real Madrid ya tiene esa experiencia adquirida tras duras derrotas. Además, se le suma la experiencia de Noccioni, un perro viejo en el baloncesto, algo que a la hora de la verdad, como se ha demostrado en esta serie da mucho más que un puñado de puntos.

 El 17 de mayo se sabrá el campeón y ojalá que sea el Real Madrid. Ya toca.

El Real Madrid de Laso es favorito a todo

El Real Madrid dio ayer un paso de gigante tras vencer al CSKA de Moscú de Etore Messina, en un partido intenso, vibrante y de muchísima calidad entre dos de los grandes favoritas a ganar la Euroliga.

 La victoria de ayer tras un durísimo encuentro con una prórroga que ganó solito Carrol, en un espectáculo digno del mejor baloncesto, consolida al equipo como el primero de grupo pero sobre todo muestra que este Real Madrid puede competir contra cualquier equipo y en cualquier circunstancia.

 Sabíamos que el equipo de Laso hace daño con puntuaciones altas y si se le permite correr y contraatacar, y sabíamos también que le cuestan mucho más los partidos cerramos, con defensas poco permisivas. Lo vimos contra el Panathinaikos y lo vimos ayer también. Este Real Madrid ya sabe competir en otras circunstancias, es un equipo que empieza a tener tanta confianza que se sabe mejor que el subcampeón de Europa, un equipo potentísimo, con infinidad de recursos.

 Durante el encuentro de ayer el Real Madrid demostró que sus figuras aparecen en momentos claves. Primero fue Rudy quién sostuvo al equipo, después Carrol y en el último cuarto apareció Mirotic, desaparecido el resto del partido. Y finalmente Carrol remató en la prórroga. Y todo por supuesto con la aportación de otros jugadores, todos ellos involucrados en el proyecto.

 Esa motivación pero también el hecho de que el equipo defendiese ayer como lo hizo es mérito de Laso. El Real Madrid que el año pasado dejó escapar la liga ha mejorado este año sustancialmente y Laso también ha pasado a tener mucho más protagonismo. Ayer, a falta de menos de un minuto con el CSKA atacando y después de tiro libre, Laso sorprendió a los rusos con una zona 3-2. Con el pivot Slaughter en lo alto de la zona, ese 3-2 ahogó a los exteriores del Moscú que no tuvieron la claridad de ideas suficiente para hacerle llegar el balón a los pivots. Un genial movimiento táctico que ayudó al equipo blanco a llegar a la prórroga.

 Ahora mismo este Real Madrid es favorito a todo, y haga lo que haga, si sigue manteniendo esta línea ascendente estaremos asistiendo por primera vez en mucho tiempo a un proyecto baloncestísitico sólido en el club blanco. Un proyecto con gente joven y con hambre que ahora mismo requiere de muy pocos retoques para funcionar algo mejor.