Camino a Kiev (II): la experiencia

No hay equipo en el mundo ahora mismo con la experiencia en finales del Real Madrid, y contadísimos equipos en toda la historia. El equipo de Zidane afronta su tercera final consecutiva con una alineación muy similar, pero algunos jugadores acumulan aún más experiencia. de otros torneos importantes. El gráfico inferior es el número total de finales de Champion disputadas por los jugadores actuales del Real Madrid:

eee

El posible 11 titular más los 3 suplentes más habituales acumularían más de 40 finales entre todos ellos. Una cifra que no solo no alcanza ningún club, sino que el Liverpool no puede llegar ni siquiera a una sola presencia. Por contra, en el Real Madrid será una alineación muy parecida a los últimas finales

ddEso significa que cuando pite el árbitro a las 20:45, los 11 titulares del Liverpool se enfrentarán a su primera gran final, mientras que los del Real Madrid sentirán emoción y nerviosismo pero mucho menos porque ya han estado ahí los últimos años, ya han vivido esa situación.

Resulta difícil no obviar este dato. La experiencia en este tipo de partidos es más que determinante. Es fútbol y son 90 minutos, pero es un partido especial, de muchísima presión, en el que cualquier detalle puede decantar toda una final de la Copa de Europa. Salir poco concentrado o nervioso puede costar un gol inicial, y la propia final.

Para la mayoría de los jugadores del Liverpool será la gran oportunidad de su vida. Pocos volverán a tener la oportunidad de repetir, y quizá solamente el tridente de ataque afronte un futuro con más probabilidades, sobre todo si cambian a un club grande. Podríamos pensar que no habría nada que perder, pero lo cierto es que todos ellos tienen mucho que perder. ¿Cuándo volverán a tener otra oportunidad semejante de ganar toda una Champion?

En el otro lado están unos jugadores del Real Madrid quizá saciados, que puede que acaben un ciclo,y  quizá no tengan la ambición para seguir ganando títulos. O puede ser que tengan la ambición pero el exceso de confianza les pase factura ¿Quién tiene más presión?¿Quien saldrá más concentrado y motivado?

Hay una anécdota con la final Real Madrid-Valencia del 2000/2001. El equipo che llegaba como el equipo más en forma de Europa, con muchos jugadores en primera línea, varios internacionales. Un auténtico equipazo al que muchos daban de favorito. El Real Madrid había ganado la séptima y contaba en  nómina con un grupo de jugadores muy veteranos, con mucho oficio, como Roberto Carlos, Redondo o Raúl. La confesión  que hizo Farinós es que antes del partido le habían temblado las piernas. En la entrevista enlazaba habla de un exceso de confianza, pero lo cierto es que en su día habló de la tensión previa, y los hechos fueron que solamente Fernando Carlos Redondo bastó para parar a todo el medio del campo del Valencia.

La experiencia la aporta Klopp, que llega a su segunda final de Champion League. Es un entrenador cualificado que intentará utilizar las armas que tiene su equipo y hacer creer a sus jugadores en sus posibilidades. Zidane hará lo propio y tendrá que evitar ese exceso de confianza.

En palabras ayer, en el media-day de Cristiano, “tenemos que salir desconfiados, pero confiahntes”. Una frase que no esconde cierto pensamiento en el Madrid de que son mejores, de que ya han estado ahí y de que pueden y deben ganar. Por eso, insta a su equipo a salir “desconfiado”, es decir, con intensidad, sabiendo que enfrente hay un rival igual de poderoso.

De que lado caiga la balanza, si del miedo escénico o la confianza excesiva puede depender en gran parte el partido.

¿Un nuevo entrenador solamente o la gran purga?

El segundo ciclo de Florentino va camino de seguir los pasos del primero. Si entonces fue Del Bosque, Queiroz, Camacho, García Remon, Luxemburgo y López Caro, esta vez han sido Pelegrini, Ancelotti, Mourinho y los que vengan. Parece ser que el próximo será Benítez, con todos los ingredientes para superar los 4 meses de Camacho y dar el portazo en 3 semanas.

Si todo tiene que seguir igual para que no cambie, entonces los resultados serán los mismos que con Mourihno, Ancelotti, Del Bosque antes; la relajación de los jugadores y la imposición del núcleo de jugadores de sus criterios. Y no me imagino a Benítez negociando los kilos con Marcelo, permitiendo que Casillas solo tire de su “talento”, permitiendo los desmanes tácticos de Pepe o Ramos o las quejas de Isco o Cristiano.

No, Benítez por sí mismo no es la solución, pero tampoco Klopp, Mourinho o cualquier otro. El problema está dentro, mucho más arraigado y Florentino lo sabe pero nada hace porque el poder de los jugadores es incluso superior al suyo.

En las últimas  8 temporadas, el común denominador del Real Madrid  son el presidente y 4 jugadores, precisamente los 4 capitanes. En este orden Casillas, Ramos, Marcelo y Pepe con 16, 10, 9 y 8 temporadas respectivamente en el club. Le siguen Cristiano Ronaldo, Arbeloa y Benzema con 6 temporadas cada uno y a continuación Khedira y Nacho, con 5 temporadas, aunque el canterano nunca ha sido titular indiscutible.

Florentino Pérez y los 4 capitanes

Florentino Pérez y los 4 capitanes

Fue precisamente en la temporada 2009/2010 cuando se realizó la última gran purga, trayendo a los Cristiano, Benzema, Xabi, Kaká y Albiol y Arbeloa, para reemplazar a Cannavaro, Negredo, Hunteelar, saviola, Sneijder, Robben o Val Nistelroy entre otros.

Desde entonces, en estas 6 temporadas se ha ganado 1 liga, 1 Champion League y 2 Copas del Rey. El año de Pelegrini, el tercero de Mourino y el segundo de Ancelotti se han cerrado sin títulos. Cuento solamente los importantes, obviando Supercopas y Mundialito de Clubes. Son 4 de 18 títulos posibles.

En los 5 años anteriores el Real Madrid logró 2 ligas consecutivas (2006-2007 y 2008-2009) y ningún título más.Y eso sí, varias acreditaciones como el mejor equipo en caer en octavos… En total 2 títulos de 15 títulos posibles.

Son 10 años en los que el Barcelona ha logrado el doble de ligas que el Real Madrid (sin contar la actual), el mismo número de Copas del Rey (2) y 3 Champion League frente a 1. En ambos casos sin contar este año. El ratio de título al año del Barcelona es evidentemente superior, consecuencia de muchos factores, principalmente una generación excepcional con Messi de líder.

Pues bien, después de varios entrenadores y múltiples bajas y altas, ha llegado la hora de identificar el común denominador de los últimos 10 años de historia del Real Madrid: los 4 capitanes. Ellos y otros jugadores con más tiempo y responsabilidad en esa desidia que ha hecho que el club no sea hegemónico deben abandonar el club.

Purga en el Real Madrid

Es la hora de la gran purga, la limpieza de 6 o 7 jugadores titulares para fichar a otros sin los vicios adquiridos. Podemos hablar del rendimiento de Illarramendi, la mala temporada de Bale, el desgaste de la plantilla, la falta del gol o el rendimiento de los suplentes pero al final no podemos obviar la responsabilidad de esos jugadores que  año a año deben liderar al Real Madrid como pesos pesados y capitanes y no lo hacen.

Personalmente mantendría a Benzema como suplente y a Arbeloa como capitán en la sombra y realizaría la purga con Casillas, Marcelo, Pepe, Ramos, Cristiano Ronaldo y Khedira. Con el último ya fuera, son cinco bajas con el común denominador de haber echado entre todos al último entrenador que intentó crear un vestuario unido y meritocrático, Mourihno. Y tienen además el factor de no controlar la inteligencia emocional, comentiendo múltiples errores de este tipo por partido. Son jugadores que se autogestionan, que están por encima de cualquier entrenador y del club.

Su valor de mercado, en conjunto ronda los 160 millones de libras, según transferdemarkt. Obviando a Casillas, con un contrato altísimo y al que habría que otorgar la carta de libertad, por jugadores como Ramos, 29 años y 40 millones; Marcelo,27 años y 20 millones o Pepe, 32 años y 13 millones es posible encontrar compradores interesados. Por no hablar de la venta de Cristiano Ronaldo, 30 años y 100 millones. El portugués seguirá marcando goles y seguirá siendo un gran jugador pero ha perdido esa capacidad de desborde y su baja liberaría el camino para que Bale juegue en la banda izquierda, y para fichar a un delantero centro super top. Y por supuesto, la portería necesita una renovación, bien a través de Keylor y un suplente de nivel, u otro fichaje para que ambos compitan.

El objetivo sería liberar al Real Madrid de ese lastre emocional, tal y como hizo Guardiola con la venta de Ronaldihno, Deco y Etoo.

 Con Varanne como central para los próximos 8 años habría que buscarle un compañero de nivel y otro como suplente junto a Nacho. El lateral izquierdo puede renovarse completamente si también se vende a Coentrao o buscar un complemente que sea de verdad un lateral defensivo.

Y todo ello debería ser comandado por un entrenador con plena autonomía y capacidad. Alguien con experiencia y autoridad. Hay pocos nombres y todos ahora mismo enfocan hacia la misma dirección, Alemania. El histrónico Jurgen Klopp o incluso Guardiola. ¿Se imaginan al Real Madrid con Guardiola? Aunque no lo crean tiene el equipo a los jugadores perfectos para el tipo de juego de toque que le gusta al técnico del Bayern. Quizá hasta Benítez sirviese si tuviese el poder total.

 Con unos o con otros, la gran purga es necesaria y no debería haber empezado precisamente por el entrenador.