Una NBA de extranjeros

En la NBA hay un total de 421 jugadores, de los cuáles 104 no son nacidos en Estados Unidos, siendo su gran mayoría provenientes de Europa, aunque con una creciente presencia de jugadores de otros continentes.

Una nueva generación de jugadores asoma en la NBA y muchos de ellos lo hacen como estrellas. Hace tiempo que la NBA dejó de ser solo de los estadounidenses para reclutar  talento de todo el mundo. Y así, hemos visto no hace tanto como jugadores como Nowitski, Gasol, Parker o Ginobili han sido piezas fundamentales de sus equipos. Pero se han hecho mayores y una nueva hornada de jóvenes llega con una fuerza inaudita, estando ahora mismo varios de ellos entre los 5 mejores jugadores de la NBA.

Viendo solamente las estadísticas, entre el top 5, en prácticamente cada categoría se cuela algún extranjero. Destacando por encima de todos ellos dos jugadores, que son además dos de los mejores anotadores. El número 1 es el griego Antetokoumpo con una sorprendente media de 31.3 puntos por partido, un promedio a la altura de los mejores de siempre. El tercero en esa lista es el letón Porzingis que promedia casi 29 puntos, superado solo por Lebron James.  Y ya al final de la lista en el top 20 se encuentra el francés Evan Fournier y justo después el alemán Dennis Schroder, ambos con más de 20 puntos por partido.

AP_784523145940.jpg

En rebotes aparece entre los 10 mejores el serbio Nikola Jovik (6), el suizo Capella(9) y a partir del décimo puesto un ramillete de jugadores copan casi todos los puestos: Sabonis (10), el francés Gobert (12),el camerunés Embiid (13),  Antetokoumpo (14), el australiano Simmons(15)  Marc  Gasol (16) y el polaco Gortat (17), el finlandés Markkanen y finalmente el dominicano Al Horford (20)

En asistencias el primer extranjero que aparece (5º) es el australiano Ben Simmons, un inaudito base de 2,10 que en su primer año está sorprendiendo con unos nu´meros espectaculares. Hay que bajar al 12º puesto para encontrar a Dennis Schroder y  en el puesto 5º aparece Ricky Rubio.

En el apartado de tapones volvemos a encontrar a Gobert, nada menos que como primero de la lista, promediando 2.8 tapones por partido. Marc Gasol aparece en el 5º lugar, siendo Porzingis el 6º de esta lista. Pau Gasol, Capella, Antetokoumpo, Embiid se encuentra entre los 20 primeros de la lista

Como se puede observar, la presencia de jugadores no estadounidenses no es testimonial y 3 o 4 de estos jugadores están sin duda alguna entre los 20 mejores de la NBA. Y el resto tienen roles muy determinantes en sus respectivos equipos.

La NBA, al igual que el resto de sectores se ha globalizado hace tiempo. Cualquier jugador que aspire a ser el mejor tiene que dar el salto a la NBA. El próximo en hacerlo será Doncic que no tengo ninguna duda de que pasaré a formar parte de esta lista de extranjeros exitosos. Tendrá que competir en el draft con jugadores universitarios, muchos de ellos estadounidenses.

Cada vez hay más extranjeros en los drafts que provienen sobre todo de Europa, pero también buenos jugadores formados en las Universidades norteamericanas.

 

 

Pau Gasol ya es leyenda de la NBA

Capture-7

 Pau Gasol es uno de los 43 jugadores en la historia de la NBA que han alcanzado la cifra de 20.000 puntos. Ya se sospechaba cuando irrumpió con apenas 20 años en la liga con el F.C. Barcelona, que aquel chaval espigado con cara de adolescente podría aspirar a las más altas cotas.

Han pasado ya casi 20 años y Gasol, con una dilatadísima carrera NBA a sus espaldas (17 temporadas en la élite) y el de Sant Boi lo ha ganado prácticamente todo hasta convertirse con sus actuales 36 años en una leyenda viva de la mejor liga del mundo.

No es sencillo llegar a la élite pero mucho menos mantenerse y hacerlo pasada una edad, cuando hay que readaptar el juego. Gasol se ha vuelto a reiventar en los Spurs tras encontrar un buen nivel individual en Chicago( no así colectivo), y busca en el equipo de Popovich un tercer anillo que que cierre una extraordinaria carrera.

Por el camino, algunos hitos como un tercer draft, Rookie del año, dos nanillos consecutivos con los Angeles Lakers (2009 y 2010) convertirse en el mejor jugador europeo de la historia en la NBA junto con Dirt Nowitzski (este podría ser un gran debate), alcanzar los mencionados 20.000 puntos y el útlimo record, uno de los más llamativos, ser un triplista consagrado.

Sin duda alguna uno de los mejores deportistas de la historia de España.

Pau Gasol, un milenario en la NBA

Pau Gasol es sin lugar a dudas uno de los grandes deportistas de la historia de España pero también de la historia del baloncesto mundial y de la NBA. Sus números no dejan lugar a dudas y sus actuaciones tampoco.

Desde el 2001 Pau Gasol lleva jugando y brillando en la NBA, como antes lo hizo en la liga española. Ya se sabía que aquel chico larguirucho de 19 años tenía un talento descomunal. Ganó como MVP la liga y la Copa ACB demostrando su fuerza y ambición.

Pau Gasol con el Barcelona

Pau Gasol con el Barcelona

Es curioso ver ahora, tras el paso del tiempo, sus dos primeras grandes actuaciones con el Barcelona. Mantiene su misma valentía y arrojo de cara al aro, y sobre todo el talento descomunal.

 

Pero no hay muchos jugadores que hayan triunfado en la ACB que puedan hacerlo a su vez en la NBA. El mayor triunfo de Pau Gasol es seguir en activo con 35 años, compitiendo con un equipo como los Chicago Bulls contra los mejores pivots de la NBA.

Sus 1.000 partidos le acreditan como un jugador longevo, fuerte físicamente, con muy pocas lesiones pero sobre todo competitivo, logrando estar durante todos estos años en la élite, en tres equipos distintos: Grizlies, Lakers y Bulls. No son tantos los que pueden presumir de esos 1000 partidos, apenas algo más de una centena de jugadores NBA en toda la historia.

Si de títulos hablamos, aparte de los reconocimientos individuales como rookie del año, los dos anillos de campeón de la NBA le avalan también como un gran jugador. Nuevamente algunos históricos como Charles Barckley, Karl Malone, John Stokton, Iverson o Regiee Miller jamás ganaron un anillo.

Pau Gasol como campeón de la NBA

Pau Gasol como campeón de la NBA

No será fácil que Pau Gasol vuelva a ganar otro anillo. Las probabilidades son muy pequeñas y lo que le queda es disfrutar de lo que le queda . No sabemos cuanto más aguantará al máximo nivel. En la NBA quizá este año y el próximo, acabando su vida deportiva quizá en la ACB o con la selección española, con la que todavía le queda por disputar los Juegos Olímpicos y quien sabe si algún otro título. Mientras tanto sigue engordando sus estadísticas como uno de los mejores europeos en la NBA de todos los tiempos

Captura de pantalla 2015-12-06 a las 12.53.14

Sus números a nivel selecciones son espectaculares, y también difíciles de encontrar en otras leyendas: 3 Eurobasket (y 2 platas y 1 bronce) 1 mundial, y 2 platas en las Olimpiadas. Además de varios logros a nivel individual como ser el máximo anotador en ambas Olimpiadas y en varios Eurobaskets.

Todos ellos números propios de un mito, de una leyenda, a la altura de los más grandes jugadores europeos de todos los tiempos, pero también de históricos de la NBA como he comentado antes.

Cuando Pau Gasol se retire será complicado encontrar otro relevo español y también europeo con un impacto tan alto en el baloncesto. Quizá Doncic o algún otro que esté a la espera. Sin duda habrá talentos muy grandes pero el problema para ellos será mantener la competitividad durante casi dos décadas al más alto nivel. Ese es el gran mérito de Pau Gasol.

España campeona del Eurobasket 2015

España campeona del Eurobasket 2015

La selección española levantado el trofeo de campeona del eurobasket 2015

España volvió a proclamarse campeona de Europa, tras las victorias en Polonia 2009 y Lituania 2011. Los factores en común son el entrenador, Scariolo, que ha estado en los tres campeonatos y Felipe Reyes y Pau Gasol, especialmente este último, santo y seña del equipo, auténtico líder y jugador generacional que ha cambiado absolutamente la historia baloncestística de España y de Europa.

Con los Junior de oro, hace más de 15 años, comenzó a fraguarse una generación de jugadores ganadores comandados por Navarro, Reyes y Raúl López, precisamente con Pau Gasol en un segundo término. Pero a partir de ahí, el relevo lo comandó él y prácticamente desde su llegada España no ha parado de ganar medallas, con muy pocas excepciones. A lo mencionado hay que añadir el inolvidable oro del Mundial de Japón 2006 y las platas olímpicas de 2013 de Pekin 2008 y Londres 2014, además de una plata en el primer Eurobasket de Gasol y otro bronce sin él en la plantilla.

Unos números que solamente pueden equipararse en el panorama europeo a la mejor Yugoslavia, aquella selección formada por alguno de los mejores baloncestistas europeos de siempre, con Petrovic, Divac, Kukoc o Radja.

La generación española ha contado con dos colosos como Gasol y Navarro y otros jugadores que han mostrado un rendimiento excepcional a lo largo de estos años como Reyes y ahora Llul, Chacho Rodríguez o Rudy. Y junto con todos los que han faltado: Marc Gasol o Calderón, más otros que ya no están como Jiménez o Garbajosa. Todos ellos han contribuido a años de éxitos y nos han acostumbrado a ver nuestro equipo casi siempre en el podio, compitiendo contra los mejores del momento.

Volver a ver a España como mejor selección europea en un campeonato en la que no partía de favorito con muchos de sus mejores jugadores fuera de la selección, demuestra que todavía queda parte del gen ganador que ha caracterizado a esta selección. A ello ha ayudado una mejora continua en el juego, incrementando el nivel defensivo desde el partido de Alemania y acertando más en ataque con la contribución de otros jugadores aparte de Gasol. Aunque finalmente ha sido el gigante de Sant Boi el auténtico motor, el jugador que ha recibido todos los “balones calientes” y el que desde su liderazgo y acierto ha hecho creer al resto de jugadores -apenas 8 en la rotación-, que era posible la victoria.

Estamos seguramente alguna ante el último gran campeonato de Gasol antes de su retirada, con la excepción de las Olimpiadas del año que viene en la que probablemente veremos a todos los veteranos acudiendo y a la mejor selección posible. Será esa nuestra última gran oportunidad de disfrutar de algo excepcional, un puñado de grandes jugadores en torno a una superestrella de nivel histórico a la altura de los más grandes de Europa de siempre.

Vendrán otros y veremos como algunos más jóvenes cogen su relevo, como su propio hermano, u otras nuevas estrellas, pero pasarán décadas hasta volver a ver a un jugador español de la talla-no solo física sino humana y técnica- de Gasol. Hemos asistido en este Europeo a la penúltima gran actuación de Pau, que con 35 años ha hecho su mejor campeonato, demostrando que sus ganas de representar y defender a esta selección siguen intactas.

Sirva su ejemplo para el resto de compañeros, tanto a nivel competitivo como profesional como de sentido común. El es nuestro mejor representante de la España deportiva y de la no deportiva. Y como él, el resto de jugadores que han demostrado su valía y entusiasmo como demostró en las emocionantes declaraciones finales Rudy Fernández  y como han demostrado siempre estos jugadores. Gente normal siendo deportistas de élite, sin más pretensiones que jugar al más alto nivel, competir e intentar ganar. El mejor ejemplo de los valores del deporte.

A todos ellos, gracias por hacernos sentir orgullosos de nuestro país y de nuestra selección.

La España de Pau Gasol elimina a Grecia en un partido agónico

Pau Gasol celebrando

Pau Gasol celebrando

España fue Pau Gasol, y Pau Gasol fue España, como durante casi todo el europeo y como casi toda esta década, en la que el jugador catalán y español ha demostrado ser un coloso, motor y faro al mismo tiempo, líder y trabajador y siempre comprometido con una selección que necesita ahora más que nunca el talento del pivot de Chicago.

El partido contra Grecia resulto duro, casi agónico, dificilísimo por las características de uno y otro equipo. Y se ganó como se ganan estos partidos, con más aciertos que errores, algunos en el tramo final, y con mucha inteligencia. Jugó España a hacer daño, explotando los puntos débiles del rival y aprovechando la superioridad de Gasol sobre cualquiera. Y en ese escenario apareció también Mirotic, y luego los Sergios, tan necesarios todos en un equipo en el que solamente rotan 8 jugadores en este tipo de partidos de tan alto nivel.

Parece que ni Hernán Gómez, ni Pablo Aguilar, Vives o San Emeterio contaban para dar minutos de calidad. Si lo hizo Claver que ayuda en un aspecto tan crucial como los rebotes, aunque si aportación ofensiva se limitó a un tiro de dos intentos.

Tampoco ayudó Rudy Fernández, apagadísimo y muy lejos de su mejor versión. La lesión que arrastra le limita absolutamente y solamente intento dos tiros en 19 minutos. Una actuación muy pobre para un jugador tan importante.

Y luego están Ribas y Reyes, dos pilares defensivos, dos jugadores muy necesarios en esta selección.

España se enfrenta después de este reto a otro aún mayor, el equipo anfitrión y uno de los favoritos, Francia. Y lo hace con una oportunidad de oro para devolverle al derrota que nos infringieron en nuestro mundial el año pasado. Esa motivación y el último europeo de Gasol puede ser el que de la victoria a España.

Los hermanos Gasol, titulares en el All Star

Los hermanos Gasol frente a frente

Los hermanos Gasol frente a frente

Pau y Marc Gasol acudirán como titulares al All Star americano, un auténtico hito en la historia del baloncesto español, pero también mundial por contar entre los mejores baloncestistas del mundo con dos hermanos.

 Hace tiempo que Pau Gasol es reconocido como uno de los mejores pivots de la liga y uno de los grandes jugadores europeos en impactar en la NBA. Solamente Nowitski ha tenido un reconocimiento superior. Ahora, ambos ya con los años a cuestas su prestigio de tantos partidos sigue vigente aunque su rendimiento parecía decaer.

 Pero ha sido llegar a los Chicago Bulls y rejuvenecerse por completo el ánimo y el juego de Pau. Ahora mismo es uno de los claros líderes del equipo, con mejores promedios que los últimos años, recordando al mejor Pau. Su premio el All Star.

 En el caso de Marc, el premio le llega por primera vez en su carrera, tras ya muchos años en la NBA destacando como un pivot dominante pero sin los números y el liderazgo que detente en esta campaña. Han sido muchos años en un equipo sin demasiadas aspiraciones como los Grizlies, algo que siempre marca el rendimiento individual. Por fin este año aspiran a todo, con Marc como estrella del equipo.

 Su carrera no ha sido fácil, siempre a la sombra de su hermano, el extraterrestre, como le llamaba Andrés Montes, un jugador absolutamente superlativo que con 19 años hacía al Barcelona campeón de liga, llegando a la NBA como draf número 3. Pero Marc, con los años ha aprendido a vivir esa situación, creando su propio estilo de juego, curtiéndose bajo los aros y mejorando año a año, hasta su explosión definitiva en esta campaña.

 Supongo que para ambos será super especial jugar frente a frente en un partido así. Los dos representan lo mejor del deporte español y del baloncesto: talento, trabajo, ambición, humildad…Valores que comparten con otros fenó menos españoles y sobre todo con el número 1 del deporte español, Rafael Nadal. Enhorabuena a todos ellos!

Francia elimina a España de su mundial

España cayó eliminado ante el mismo equipo al que ganó en la fase de grupos de manera muy holgada, transmitiendo la sensación no de ser peor sino de estar menos preparado y motivado que un rival que hizo su partido, y lo hizo muy bien.

 Los responsables son siempre los jugadores, pero el entrenador también debe asumir su parte de responsabilidad. Y en el caso de ayer se vio claramente que la aportación de Ibaka y Marc Gasol no fue óptima, mientas que Felipe Reyes esperaba en el banquillo. De alguna manera ha sido esa la tónica general del campeonato, con el entrenador gestionando a los 12 jugadores como si solamente tuviese 8.

 En el caso de ayer, se vio claramente al contar una y otra vez con Marc e Ibaka ,tremendamente desacertados. Muy poquitos jugadores deben jugar en caso de no estar al 100%. Solamente super estrellas mundiales y dependiendo de su estado y condicion. La realidad es que Marc no estaba centrado y debió jugar muchos menos minutos.

 El caso contrario es el de su hermano, tocado físicamente, pero como en todos estos partidos a un nivel alto, siendo el mejor del equipo. Tampoco ayudó el porcentaje en triples del equipo español, con un 2/19 ni el pésimo cierre en los rebotes, 28 contra 50 de Francia.

 España queda eliminada en su propio mundial, como  perdió aquella final contra Rusia en su propio Europeo. Siempre es duro perder, pero sabe mucho peor cuando el rival no es mejor que tú. Porque esta España estaba destinada a llegar a la final y ganar o perder ante la todopoderosa Estados Unidos.

 El hecho de caer ante una Francia que no ha acudido con sus mejores estrellas habla claramente del fin de ciclo de una generación única. Por el camino títulos y la mejor selección de la historia, con un plantel que ya no será igual. Una triste despedida para un conjunto de jugadores irrepetibles, la generación de oro.

Navarro, un merecidísimo MVP

No debe ser fácil vivir a la sombra del mejor jugador español de baloncesto de la historia y uno de los grandes de Europa, el excepcional Pau Gasol. Pero más difícil aún debe ser hacerlo cuando se es un jugador de la calidad de Navarro. Un tirador puro, de los de antes, capaz de anotar triples en cualquier posición pero también de penetrar hasta la zona para lograr canastas imposibles, siempre con el aro entre ceja y ceja.

Esa ha sido la seña de identidad de un jugador que ya pasa de los 30 y que sin embargo en todo este tiempo no ha tenido un reconocimiento acorde con su inmensa calidad. Es cierto que a nadie se le escapa que Navarro ha liderado al Barcelona y ha colaborado significativamente en los éxitos de la selección española, pero le faltaba ese MVP en un campeonato internacional, y un campeonato como el que ha hecho para que todo el mundo se diese cuenta de que estamos ante un jugador absolutamente espectacular, con toda seguridad en el top 5 de los mejores jugadores españoles de siempre.

Quizá su frustante experiencia en la NBA confundiese a muchos, sin tener en cuenta que aquello no determina la calidad de un jugador. Grandes jugadores europeos han fracasado allí y no precisamente por su falta de calidad. El jugador europeo tipo Navarro, ese jugador netamente tirador, siempre ha sido visto con recelo en Estados Unidos. Incluso el perfil de tirador-blanco ha sido siempre una excepción dentro de ligas tremendamente físicas donde la adaptación es la clave del éxito.

Pues bien, este Navarro  y que ha liderado a España en los partidos más difíciles de este campeonato, anotando 26 puntos en cuartos, 35 en semifinales y 27 en la final, ha sido capaz de eclipsar a un Gasol que también ha logrado grandes números con más de 20 puntos y 8 rebotes por partidos. Esto que en realidad no es lo habitual si lo era en el germen de esta selección, aquella España Junior que componían entre otros Felipe Reyes, Raúl López, Berni Rodriguez, Gasol o el propio Navarro. Aquel grupo de adolescentes estaban liderados por un no menos adolescente Navarro, que era sin lugar a dudas el mejor de su generación.  En el mundial de Lisboa fue precisamente Navarro, como en este Europeo el jugador clave, tras anotar  22 puntos en la semifinal contra Argentina y 27 puntos en la final contra Estados Unidos. Muy a la sombra, tanto que era el sexto hombre, estaba un jugador largirucho, con buenos fundamentos, extremadamente delgado y algo enclenque y cuyo nombre respondía a Pau Gasol.

El resto es historia y Pau adelantó por la derecha a Navarro tras liderar al Barcelona y tras convertirse en la elección número 3 del draft, para ser después en jugador franquicia, all star y jugador clave de los Lakers en la consecución de un anillo de campeonato. Mientras tanto, Navarro triunfaba en su casa, en el Barcelona, pero muy lejos de los focos internacionales del baloncesto, siempre focalizados en la NBA, ajena a todo lo que oliese demasiado a Europa, más allá de unos cuantos drafts que en muchos casos acababan en fracasos.

Pues bien, este Navarro que a los que hemos visto baloncesto desde hace tiempo, es el mismo que aquel chaval junior. El mismo alero de tiro imprevisible, capaz de anotar 5 triples consecutivos o de fallar 6, sin pestañear. Un jugador quizá demasiado irregular pero indudablemente capaz de romper un partido como muy pocos jugadores son capaces.

Después de muchos títulos colectivos y premios individuales por fin le llega a Navarro un MVP con la selección española. El primero y posiblemente el último, si las Olimpiadas de Londres no cambian el guión y nos muestran a una selección capaz de plantarle cara a Estados Unidos, quizá el único equipo capaz de ganar a esta España que ya está entre los mejores equipos de baloncesto de la historia.

Analizando los candidatos al anillo de la NBA

Ultimamente sigo la NBA con especial interes. Aunque reconozco que me gusta más la ACB porque la siento más cercana, no solo geográficamente sino baloncestísticamente. Hay más sistemas en juego y las canastas son menos individuales. La NBA es como una pachanga de patio en la que sus integrantes son super atletas capaces de anotar sin pestañear y de saltar como guepardos.

Curiosamente la NBA cambia ligaremente en los playoffs, en los que todas las estrellas bajan sus números y juegan más en equipo para lograr el objetivo de pasar de fase y lograr el ansiado anillo.

Decía, que este año encuentro la NBA especiamente apasionante porque de alguna manera se ha concentrado el talento en varios equipos con mucha historia y con serias posibilidades de aspirar al título.

El primer candidato tiene que ser a la fuerza el campeón del año pasado, Los Angeles Lakers, un equipo liderado por Kobe Byrant y por un Pau Gasol que es casi tan importante como el primero. Su rol y su manera de jugar no encuentra un sustituto fiable en el banquillo. Quizá ese sea el gran problema de los Lakers, el desgaste físico a lo largo de la temporada, y la incapcidad de encontrar un relevo más allá de estos dos lideres. Tras un comienzo espectacular se han desinflado recientemente y están terceros de la conferencia con 16-6.

El segundo candidato, los Boston Celtics, no tienen el problema de los Lakers y casi al contrario, tiene múltiples posibilidades con el famoso big Thee: Pierce, Allen, Garnet. A ellos tres se les une Rondo, un gran asistente que puede anotar si es necesario y O´Neal, que aporta además de su veteranía, su capacidad reboteadora y su capacidad de intimidación que se mantendrá hasta que se muera. El gran problema de los Celtics es su gran virtud, la veteranía de sus jugadores que en una competición tan exigente como la NBA puede pasarles factura, tal y como pasó el año pasado. Con la prensenca de Rondo y de Glen Davis se mitiga en parte, pero no deja de ser importante. Su record actual es de 18-4, con 9 victorias consecutivas

El tercer candidato aunque el más mediáctico son los Miami Heats del polémico Lebron James. Además del ex de cleveland se suman Chris Bosh y Wade. Cualquiera de los tres jugadores podría aspirar al MVP y a liderar sus respectivos equipos, pero sin embargo han decidido compartir sus destinos. Quizá ese sea el gran problema futuro, el saber cuál de los tres va a asumir la reponsabilidad final. Ese, y ser capaz de conjuntar a tres jugadores que necesitan tener el balón en todo momento. Su mal comienzo provocó los primeros roces con el entrenador, pero con su tremenda calidad han sido capaces de recuperarse, encadenando varias victorias. Su logran complementarse adecuadamente estaremos ante un futuro campeón.

Aunque estos son los tres candidatos principales por el nombre y calidad de sus jugadores no podemos ignorar el momento de forma de otros equipos, especialmente dos:

Los Dallas Maverick es el equipo más en forma de la NBA, con un record de 18-4 , llevan 11 victorias consecutivas. Cuentan en su plantilla con jugadores que no son precisamente de segunda fila como Nowistky, Kidd, Terry, Butler o Chandler. Un equipo compacto que auna veteranía con juventud.

El otro candidato con el mejor record actual de la liga son los San Antonio Spurs, un equipo históricamente competitivo, que logra ahora mantener un bloque con tres jugadores clave: Parker, Ginobili y Duncan. Todos ellos veteranos e incombustibles y con una calidad y capacidad más que contrastada. Con 18-3, su espectacular comienzo se basa también en la capacidad de otros jugadores para sumir responsabilidad, como Jeferson y George Hill. Además también cuentan con Splitter, que si le dan minutos y confianza demostrará lo gran jugador que es.

Hay equipos como Orlando, Atlanta o Uthat en lo alto de la tabla pero he considerado que los cinco candidatos anteriores con los más destacables.

P.D Los datos de victorias han sido recopilados el viernes a las ocho de la tarde.

El rompecabezas de Ricky Rubio

Por regla general, los veranos suelen ser época de grandes fichajes y rumores en el fútbol. Pero este año estamos asistiendo a las dudas del que muchos dicen que podría ser el mejor base en la historia española, Ricky Rubio. Desde luego mimbres tiene, y poco a poco ha ido quemando las etapas necesarias.

Ricky Rubio

Ricky Rubio

Ahora bien, dar el salto es lo más difícil, y asentarse en la élite cuando tu nombre sale a diario en la prensa también. Hay ejemplos de jugadores que levantaron grandes expectativas pero que al final no han llegado a la cima esperada.Sin ir más lejos, el canario Sergio Rodriguez. Su error, dar el salto a la NBA demasiado pronto. No todos los jugadores pueden ir a la NBA, y los que van tienen que estar preparados mentalmente y técnicamente.

Se trata por tanto de saber elegir el momento. Como todo en la vida, la idea es estar en el lugar adecuado en el momento adecuado. Un ejemplo de como gestionar el paso a la NBA fue nuestro admirado Pau Gasol. Tras reventar definitivamente en el Barcelona siendo el jugador determinante y llevando a su equipo al doblete (liga y Copa del rey) decidió dar el salto. Y aún así le costó un gran esfuerzo adaptarse a una liga tan competitiva.Eligió el momento adecuado siendo elegido el número 3 del draft.

Ricky ha visto como todos sus planes de futuro a corto plazo han tenido que dar un giro radical. Y lo que parecía un cómodo camino a la NBA se ha convertido en un tortuoso enfrentamiento con el club de toda su vida. Y es que, no sólo se trata de valorar tus opciones sino que hay que tener en cuenta al resto de las partes: equipos de la NBA interesados, el Joventut, etc..Desgraciadamente para Ricky le salieron mal las cuentas. Quizá por la mala suerte o quizá por estar mal asesorado.Yo me decanto por lo segundo.

En todo caso , ahora parece que ha decidido apostar por el Barcelona, y me pregunto si nuevamente se habrá equivocado. Sus criterios deberían ser aprovechar estos dos años para convertirse en el mejor jugador y español de Europa.Y para eso necesita muchos minutos, un equipo grande, un buen entrenador y la posibilidad de ser la estrella del equipo.¿Tendrá eso en el Barcelona? Yo creo que no.

Confiemos en que RIcky no se pierda por el camino.