Doncic y una nueva era

luka_doncic_celebra_la_victoria_fiba

Doncic comandó ayer a la selección eslovena para eliminar a una España a la que se le acaba este maravilloso ciclo. Al mismo tiempo que Pau Gasol da algún síntoma de cansancio, la selección lo hace, influenciado también por numerosas bajas, bien de jugadores que ya se han retirado o que no han acudido por otras circunstancias.

El resultado, con una ventaja de 20 puntos, es prácticamente la mayor derrota en la era Gasol, y pone de manifiesto un cambio de ciclo, que no obstante, es posible que España todavía cierre con una medalla bronce. Como los grandes equipos esta España sigue siendo competitiva incluso en sus momentos más bajos. Como dice Gasol, cuando miremos atrás valoraremos lo que ha logrado y el hecho de poder competir por una medalla de bronce no es premio pequeño.

Al otro lado una selección fresca, con el talento balcánico y dirigida por dos jugadores diferentes. Uno, Dragic, un jugador ya maduro (31 años), con experiencia en la NBA y al que se le caen los puntos de las manos. Y otro, Doncic, también extremadamente maduro, pero en cambio joven como pocos (18). Un jugador completísimo al que más que los puntos se le cae todo de las manos: rebotes, puntos, asistencias, tapones, dirección de juego, defensa. Un jugador total, a la altura en este momento por edad y por talento de poquísimos jugadores, no ya europeos, sino de la historia del baloncesto.

Lo tiene todo para triunfar, si es que no lo está haciendo ya. Por de pronto ha llevado a una selección que hasta ahora no había ganado medallas a la opción de ser campeona de Europa, tras casi lograr un triple doble en la semifinal ante la que era la mejor selección del Europeo. El techo de Luka Doncic no se conoce y solo faltará por ver cuando y cómo va a ir a la NBA. Pero cuando llegue el momento estará preparado y lo hará como hasta ahora, con una madurez absolutamente desconcertante.

En la final o en la lucha por el bronce esperarán Rusia o Serbia, que se enfrentan esta noche y que representan la aristocracia del baloncesto europeo. Herederas naturales de la URSS y de Yugoslavia siguen siendo dos grandes selecciones.

España ha entrado ya por derecho propio en ese exclusivo y selecto club de grandes selecciones de la historia. Veremos si puede hacerlo con una merecida medalla de bronce.

Gracias por tanto!

Pau Gasol: líder de una España de leyenda

Pau-Gasol-España

Hoy se juega la España de Gasol el pase a las semifinales contra Alemania, en lo que podría ser el último torneo de la mejor generación de la historia del baloncesto español. Dos exponentes brillan por encima de todo: Pau Gasol y Juan Carlos Navarro. Difícil encontrar en el panorama europeo dos jugadores más determinadas. Ambos ya al final de sus carreras, especialmente Navarro al que ya no se le caen los puntos de las manos, pero también Gasol aunque sea capaz de mantener su brutal capacidad competitiva.

Es Gasol, ahora que Nadal ha ganado su 16º Gran Slam, el otro gran deportista español de los últimos tiempos. Ambos en el podio de los mejores 5 deportistas españoles de siempre. Ambos con los mismos rasgos determinados de competitividad, coraje, determinación, humildad, trabajo…

Con Gasol hemos vivido en la cresta de la ola siempre y nos hemos malacostumbrado a ganar medallas como quien alcanza los cuartos de final. Pero la realidad es que en un mundo tan competitivo es realmente difícil hacer lo que ha hecho esta selección. De hecho esta España ha estado a la altura de las mejores de siempre, algo que algunos ni podían imaginar cuando la URSS y Yugoslavia nos vapuleaban y dominaban con mano de hierro los campeonatos.

El valor de lo realizado, evidentemente no corresponde exclusivamente a Gasol, y en todos estos años han pasado por la selección jugadores de increíble talento: Felipe Reyes, Rudy Fernández, Chacho Rodríguez, Garbajosa, Ricky Rubio, Jiménez, Raúl López, Llul… Pero sí resulta evidente que la presencia del hermano mayor de los Gasol los ha hecho a todos mejores, exigiendo siempre el máximo asimismo y a sus compañeros.

Hoy Gasol se reencuentra con su pasado, con la Alemania de de un Nowitzki que ya no está pero que ha marcado igualmente una época. España es favorita y es probable que venza y aspire a medalla, pero lo cierto es que deberíamos disfrutar cada minuto de un jugador único e irrepetible y de una selección que algún día dejará de ganar.

 

España a la final, eliminando a Francia: Gasol de nuevo colosal

España ganó de la única manera que podía ganar, con corazón y cabeza, aguantando hasta una diferencia de 9 puntos en el último cuarto y luchando cada posesión, sabiendo que en los minutos finales en caso de empate se contaba con el mejor baloncestista español de todos los tiempos, Pau Gasol.

Pau Gasol celebrando una cananasta

Pau Gasol celebrando una cananasta

La selección jugó la prórroga, agónica como los últimos minutos del tiempo regular, con 4 jugadores del Real Madrid jugando para Pau Gasol. Con Mirotic superado por la intensidad, y Ribas y Claver en un segundo plano, Scariolo prefirió la experiencia de los Sergios, Reyes y Rudy, que dio un paso adelante después de un torneo discreto.

La gesta es colosal porque el rival era de altura, la Francia de Parker, acompañada por un puñado de NBA, con un equipo muy físico y muy grande, que pareció dominar el partido, pero que al final sucumbió ante el empuje español, que en ningún momento se derrumbó, a pesar de la tremenda intensidad del partido.

Los números de Gasol, con 40 puntos, 11 rebotes, 3 tapones 16/18 en tiros libres, 12/19 en tiros de 2, y 2 fallos en triples, hablan del daño que hizo el pivot de los Bulls, que tuvo en los últimos 15 segundos la oportunidad de resolver las semifinales. Directo hacia el aro, valiente siempre y con infinito talento se llevó el tapón del defensor. Y a pesar de todo siguió atacando el aro durante la prórroga con acierto. Ese es Pau Gasol, un líder de equipo, un coloso, un gigante que ha nacido en España y que demuestra la importancia en el baloncesto del talento acompañado de coraje.

Es injusto no señalar al resto del equipo, con los meritorios ya nombrados, especialmente Sergio Rodríguez, que relevó en algunos instantes a Pau Gasol en el liderazgo del equipo.

La victoria española tiene un triple resultado: se jugará el oro en la final, España se clasifica directamente para las Olimpiadas y el equipo se cobra de vuelta la dura derrota sufrida en el mundial contra Francia. Una justa venganza, en un partido épico que nos ha enseñado lo mejor de esta selección, el coraje y la confianza siempre en la victoria.

 

La España de Scariolo pierde fuelle

La selección española de baloncesto perdió su segundo partido del Europeo ante una Italia muy motivada, liderada por el trío Gallinari (29), Bellineli (27) y Bargnani (18).

Belinelli Eurobasket 2015

Belinelli lanzando a canasta

España tuvo en Gasol a su líder ofensivo, con 48 de valoración, 34 puntos, 5 asistencias y 10 rebotes para ratificar que sigue siendo uno de los mejores de Europa. La sensación es que el equipo no tiene un poder ofensivo real parte del pivot de Chicago. No queda si se juega para él porque su calidad innata o porque el equipo no está fino. Mirotic, a pesar de sus 13 puntos, parece apartado, en un papel gris, con pocos tiros y poca presencia ofensiva, quizá opacado por el propio Gasol. Rudy Fernández, que debería ser otro líder ofensivo, no parece en su mejor versión ofensiva, renqueante de su espalda. Y luego ya entran los de siempre, Reyes siempre aporta, Llul y un meritorio San Emeterio. Pero queda esa sensación de que el equipo no fluye.

En todo caso, el partido se perdió en defensa, permitiendo a Italia 105 puntos, y sobre todo demasiados tiros fáciles. Los italianos acabaron el partido con 11/ 24 en triples, destacando los 7 anotados por Bellinelli. Es cierto que sus mejores hombres estuvieron inspirados, pero son demasiados puntos si se pretende ganar el partido.

España lo tendrá difícil para evitar el cuarto puesto, más fácil para clasificarse y enfrentarse al primero de otro grupo, que será sin duda tan complicado o más que Italia. Mucho se echa de menos a los Gasol, Navarro, Calderón o Ricky, aunque con ellos se perdió la última vez con Francia.

Los hermanos Gasol, titulares en el All Star

Los hermanos Gasol frente a frente

Los hermanos Gasol frente a frente

Pau y Marc Gasol acudirán como titulares al All Star americano, un auténtico hito en la historia del baloncesto español, pero también mundial por contar entre los mejores baloncestistas del mundo con dos hermanos.

 Hace tiempo que Pau Gasol es reconocido como uno de los mejores pivots de la liga y uno de los grandes jugadores europeos en impactar en la NBA. Solamente Nowitski ha tenido un reconocimiento superior. Ahora, ambos ya con los años a cuestas su prestigio de tantos partidos sigue vigente aunque su rendimiento parecía decaer.

 Pero ha sido llegar a los Chicago Bulls y rejuvenecerse por completo el ánimo y el juego de Pau. Ahora mismo es uno de los claros líderes del equipo, con mejores promedios que los últimos años, recordando al mejor Pau. Su premio el All Star.

 En el caso de Marc, el premio le llega por primera vez en su carrera, tras ya muchos años en la NBA destacando como un pivot dominante pero sin los números y el liderazgo que detente en esta campaña. Han sido muchos años en un equipo sin demasiadas aspiraciones como los Grizlies, algo que siempre marca el rendimiento individual. Por fin este año aspiran a todo, con Marc como estrella del equipo.

 Su carrera no ha sido fácil, siempre a la sombra de su hermano, el extraterrestre, como le llamaba Andrés Montes, un jugador absolutamente superlativo que con 19 años hacía al Barcelona campeón de liga, llegando a la NBA como draf número 3. Pero Marc, con los años ha aprendido a vivir esa situación, creando su propio estilo de juego, curtiéndose bajo los aros y mejorando año a año, hasta su explosión definitiva en esta campaña.

 Supongo que para ambos será super especial jugar frente a frente en un partido así. Los dos representan lo mejor del deporte español y del baloncesto: talento, trabajo, ambición, humildad…Valores que comparten con otros fenó menos españoles y sobre todo con el número 1 del deporte español, Rafael Nadal. Enhorabuena a todos ellos!

La España de los Gasol favorita al Mundial de baloncesto

Tras las diversas renuncias de grandes figuras estadounidenses, la selección española aparece como máxima favorita al título de campeona del mundo, con permiso de Rose.

 Ahora mismo, el elenco de figuras que tiene nuestra selección no tiene demasiado que envidiar a ningún equipo y tampoco al norteamericano. Se puede afirmar sin dudar, que el juego interior español es el más potente, con los hermanos Gasol e Ibaka, tres gigantes de la NBA. Completa el cuarteto el siempre competidor Felipe Reyes.

 El trío de bases que lleva Orenga también ofrece la mejor combinación posible de los últimos años. Calderón está en la fase final de su carrera pero todavía ofrece su calidad y ahora su experiencia tras una dilatada carrera en la NBA. Justo lo contrario que Ricky Rubio, pendiente de explotar. Sergio Rodríguez, aparece como el jugador destinado a romper los partidos, en su misma función que en el Real Madrid, tras un año espectacular.

 La terna de aleros la completan Rudy Fernández y Navarro, dos jugadores sobresalientes, Llul como escolta,  el joven Abrines, más Claver, jugador todavía pendiente de demostrar su calidad.

 La grandísima calidad del equipo más el hecho de jugar en España hacen del equipo el rival a batir. Por supuesto, el camino no será sencillo, y conviene no menospreciar a ningún rival, en una época en la que todos los equipos tienes 4 o 5 jugadores NBA. También España, en la que casi todos sus jugadores han pasado por la liga americana.

 Para España será seguramente la última oportunidad de ver a los junior de oro. Pau Gasol, Calderón, Navarro y Reyes están seguramente ante su último gran campeonato. Esta histórica generación ha coincidido en el tiempo con jugadores como Marc Gasol, Ricky Rubio o Rudy Fernández.

 Va a ser difícil que se aúne en el futuro un grupo de jugadores de esta calidad, así que lo mejor es disfrutar del equipo y esperar un cierre con broche de oro.

Los guiñoles franceses y el dopaje

Se ha armado no poco revuelo con varios vídeos de los guiñoles franceses parodiando la relación de algunos deportistas españoles con el dopaje. Sobre todo indignan aquellos que relacionan a figuras como Nadal, Iker o Gasol con casos de dopaje. Yo sin duda si fuese asesor jurídico de cualquiera de esos deportistas no dudaría en tomar las correspondientes acciones legales.

 Eso no quita que como espectador o incluso como periodista(si lo fuese) tenga una visión distinta de la situación. Detecto un sentimiento de indignación que relaciona la envidia de los franceses con nuestros éxitos. El sentimiento se fundamenta en la utilización de los franceses del dopaje para desmerecer nuestros triunfos.

 Lo que se confunde en todo caso son demasiados conceptos. El primero es que los guiñoles es un programa de humor, bastante grosero y bastante duro, contra todos los personajes famosos. Con él, sus guionistas pretenden hacer burla y parodiar todo lo imaginable, prácticamente sin límites. Podrá gustar más o menos pero ese es su objetivo. Se trataría en todo caso de algunos franceses y no de todos.

 En segundo lugar, lo que demuestra este asunto es que el dopaje en España sigue siendo un tema demasiado sensible, casi prohibido. Todo aquello que es tan serio que ni siquiera se permite reírse de ello es un asunto tabú. Como la monarquía en España o la crítica y parodia que se hicieron en Dinamarca sobre Mahoma.

 En tercer lugar, se pierde en todo este asunto la verdadera perspectiva y enfoque no ya de muchos franceses sino de muchísimos europeos. Me he encontrado con no pocas personas de países europeos que dudan abiertamente del deporte español. Huelga decir que yo mismo lo hago. Un país que tiene federaciones como la de ciclismo que no sanciona a un corredor con un claro positivo o cuyos jueces que en operaciones masivas contra el dopaje las cierran en falso por diversas presiones, es un país que no es serio en su lucha contra el dopaje.

 Se habrá promulgado una nueva ley pero si luego no se aplica entonces de nada sirve. Son demasiados los casos de deportistas sospechosos que por unas razones u otras no han recibido el castigo merecido. Y es más, la gran mayoría de estos deportistas han recibido el apoyo de la prensa y público de un país  dispuesto a defender a los suyos independientemente de sus acciones.

 Si yo fuese francés y viese como los deportistas de mi país con sancionados pero los del país vecino no, seguro que me indignaría. Porque eso es lo que ha pasado con Contador. Al ciclista español, la Federación española no le sanciona y tuvieron que ser la Unión de Ciclista Internacional(UCI) y la Agencia Mundial Antidopaje(AMA), los que demandasen al corredor ante una instancia superior. Y eso no se puede hacer caso por caso por el coste económico y el esfuerzo jurídico. Eso debería ser labor de cada país y España rara vez cumple la suya.

 Por último, en torno al dopaje hay una gigantesca hipocresía que nos hace mirar para otro lado con los títulos conseguidos cuando sabemos que muchos de ellos tienen un origen como mínimo sospechoso. Los periodistas cómplices de todo este entramado miran para otro lugar a pesar de que saben perfectamente lo que se cuece entre bambalinas. ¿O acaso no sabemos todos que Eufemiano Fuentes fue doctor de la delegación de Barcelona 92?¿Acaso podemos ignorar las palabras de Eufemiano, gurú del dopaje, afirmando que si él hablase España se quedaría sin mundial? ¿Acaso no sabemos que los deportistas NBA no pasan controles antidopaje? ¿Acaso podemos ignorar algunos casos de positivo del tenis o el rendimiento extraordinario de jugadores números 1 que hace un año eran incapaces de aguantar 5 sets y ahora juegan 60 partidos seguidos al máximo nivel?

 Todos lo sabemos pero solamente unos pocos lo decimos. El resto miran para otro lado, se indignan cuando parodian a los deportistas y creen todavía que con pasta y carne ( no clembuterizada) se pueden ganar torneos y campeonatos.

El Lockout acerca a las estrellas a la Euroliga

A Falta todavía de varias semanas para conocer el desenlace del Lockout, pendientes de ese interminable tira y afloja propia de este tipo de negociaciones, ya podemos ver en la Euroliga y en Europa en general las primeras repercusiones.

Se presenta este año una de las Euroligas más apasionantes que se recuerdan con un buen puñado de jugadores de muchísima calidad. Por un lado, los europeos de los últimos años que esta vez no han emigrado a la NBA y por otro, jugadores procedentes de esta liga, especialmente europeos pero también americanos de buen nivel. Si bien todavía no se ha producido la llegada de grandes estrellas estadounidenses, ni parace que a corto plazo vaya a producirse, si nos podemos encontrar con una euroliga que cuente entre otros con los hermanos Gasol, Kristic, Kirilenko, Vujacic, Pekovic, Pachulla,Ilyasova, Anderson, Gallinari, Rudy Fernandez o Erden. Todos ellos jugadores de primer nivel que han recalado en distintos equipos europeos.

Otros como Parker o Deron Williams también estarán presentes en Europa aunque no en la Euroliga ya que sus equipos  respectivos, el Villerbeune francés y el Besitkas turco no se clasificaron el año pasado. El caso de otros muchos jugadores, como Turiaf u Okur entre otros.

En definitiva, este año las ligas nacionales de los distintos países europeos van a notar un incremento considerable de nivel, al menos hasta que se resuelva el problema del Lockout. También lo harán las ligas de otros países destinatarios de grandes estrellas NBA como Brasil o China.

Seguramente la capacidad económica pero también la incertidumbre respecto al Lockout ha limitado la llegada de muchos jugadores que habría permitido dar un salto de calidad definitivo. Los equipos ya tienen sus plantillas cerradas y dudo mucho que recién comenzados sus campeonatos se puedan permitir desembolsar grandes cantidades de dinero en super estrellas.

Por de pronto, este lockout nos permite ver por primera vez en mucho tiempo a las grandes estrellas europeas, y acercarnos un poco más a una inaccesible NBA. Quien sabe si esto será el germen de una futura colaboración Euroliga-NBA. Aunque para eso, todavía queda mucho.

Listado de jugadores NBA que han firmado contratos

 

La selección española quiere revalidar su último oro

Comienza mañana el Eurobasket 2011, una nueva oportunidad para la selección española y la penúltima para la mejor generación de la historia del baloncesto español, los juniors de oro, antes de su más que posible última cita, las Olimpiadas del año que viene.

Tiene como siempre este año el aliciente de ver juntos a un equipo formado con NBAs consagrados como los Gasol, jugones como Navarro o Rudy, veteranos como Reyes o jóvenes como Ricky y Claver que han de demostrar que son capaces de tomar el relevo. Además este año veremos a un nuevo jugador en la rotación, al nacionalizado Ibaka, un jugador interior que puede aportar mucha defensa e intimidación más la dosis necesaria de novedad conveniente en los grupos cerrados para aportar aire fresco.

Y como toda selección por el camino se han tenido que quedar grandes jugadores. El caso más llamativo ha sido el de Suárez, jugador que por sus características específicas y por su buena temporada parecía llamado a formar esta vez sí parte de los 12. Después de varios años de descarte este año parecía que llegaba por delante de los otros descartables. Especialmente claro parecía el caso de Sada, jugador que por su rol de base parece que va a disputar pocos minutos, siempre por detrás de Ricky y de Calderón. Más dudosa estaba la competencia con otros meritorios como San Emeterio o Claver. Finalmente el madridista fue el descartado en una decisión tomada por Scariolo para sorpresa de muchos o al menos para sorpresa propia, que pensaba que Suárez podía ser una especie de nuevo Jiménez.

En todo caso, suya es la decisión y suya la responsabilidad como entrenador, tomada claro está con mayor conocimiento de causa y con la garantía que te da el saber que los otros no descartados harán tan buen papel o mejor que Suárez. Resulta chocante , eso sí, las declaraciones de Suárez. Si efectivamente Scariolo le prometió algo mal hizo en primer lugar por garantizar algo por adelantado y en segundo lugar por no cumplir la promesa. Si se trata solamente de un calentón de Suárez alejado de la realidad, mal también por el jugador que no es capaz de asumir una decisión técnica.

Anécdotas al margen lo cierto es que este Europeo tiene como no como máximo favorito a España. No podía ser de otra manera teniendo en sus filas a jugadores de ese talento a pesar de que el papel durante el último mundial no fue todo lo bueno que debería.

Conviene no osbtante no relajarse porque en el baloncesto un minuto de relajación pueden ser 3 triples en contra, sobre todo cuando hay buenos jugadores en la pista. Faltarán algunos pero acudirán otros como el ruso Kirilenko liderando a su selección, el alemán Nowitski que quiere consagrarse como el mejor jugadore europeo de la historia ganando con la siempre débil Alemania, el turco Turcoglu, veterano pero guerrero o los italianos Bellinelli o Bargnani, dos NBA con suficiente talento como para resolver por sí mismos un partido. Todos ellos junto con otros grandes jugadores europeos, especialmente los croatas o los serbios, siempre competitivos y que contarán en sus filas con los Tomic, Teodosic, Krstic y compañía…

En definitiva, un espectáculo digno de mención que comienza mañana y que se podrá seguir por la televisión.

El futuro es de Mirotic

Escribía hace dos años y medio un artículo sobre Mirotic, comentando sus estadísticas durante un torneo juvenil. Aquel joven con cara de bueno es hoy jugador de baloncesto del Real Madrid y una de las más firmes promesas de ese club pero también del baloncesto mundial.

Tras un debut exitoso en el equipo blanco con tan solo 20 años era la hora de medir a Mirotic contra los mejores jugadores de su generación. Y que mejor contexto que un europeo que hasta ahora se le había resistido a España.

Pues bien, el montenegrino nacionalizado español, ha demostrado que todas las esperanzas depositadas en él están más que justificadas. No solamente ha logrado anotar una media de 27 puntos y 10 rebotes por partido, sino que además ha liderado a su equipo durante todo el torneo.  Solamente contra Lituania en cuartos con una anotación de 12 puntos Mirotic estuvo por debajo de los 20 puntos. En el resto de partidos, especialmente en la final y semifinal, anotando 29 y 37 puntos respectivamente, Mirotic lideró a la selección española.

Con 2.08 metros, Mirotic ha demostrado una serie de cualidades que pocos jugadores de esa envergadura tienen. Movilidad en el poste bajo, tiro de 4 o 5 metros, buen y sólido tiro exterior y buena capacidad defensiva son argumentos más que suficientes para pensar que en cuanto coja la soltura suficiente, algo más de músculo y lectura de los partidos estaremos ante un crack europeo y un futuro NBA.

Y más si tenemos en cuenta sus números en este torneo, superando a cualquier otro jugador en la historia. Si lo medimos por ejemplo con otro jugador de gran proyección como Tomic, vemos como el croata siendo una estrella de aquel torneo promedió 12 puntos, 8 rebotes y 2 asistencias.

Sin embargo, no siempre los jugadores destacados de estos torneos acaban como estrellas mundiales, y el propio Real Madrid puede atestiguar varios casos con jugadores como Antelo o Aguilar, que hoy si bien juegan en la ACB, no destacan. Otros, como el griego Vasileiadis, anterior máximo anotador en la historia del europeo sub20, hoy destaca en el Bilbao, aunque sin duda estaba llamado a cotas mucho más altas.

Para medir lo que ha logrado Mirotic podemos por ejemplo compararle con el Gasol del europeo sub 20, que logró la medalla de bronce logrando 11.5 puntos de media y más de 5 rebotes por partido. Gasol, que ya había debutado con el Barcelona era todavía un jugador en proceso de maduración. Fue en su segundo año en el Barcelona cuando de pronto reventó. Lo hizo casi de golpe liderando a su equipo y destrozando al Real Madrid, primero en la final de la Copa del rey con 25 puntos y después durante el play-off en la liga ACB. Con él, su equipo fue campeón de liga y copa. Después, la ambición  del de Saint Boi le llevó a la NBA, donde ya conocemos su historia.

Si medimos la progresión de Mirotic con Gasol u otros jugadores vemos el potencial real que tiene. Ahora bien, no podemos dejar de pensar en los muchos jugadores que por el camino no cumplieron las expectativas. Además existen factores varios que son determinantes. En Gasol, por ejemplo, su ambición personal y su capacidad de sacrificio, junto con una gran dosis de talento, le han permitido triunfar allá donde ningún otro español lo hizo. Si analizamos a Gasol también podemos observar a una persona con un entorno adecuado y con una cabeza bien amueblada, un requisito fundamental para no perder el norte.

Veremos hasta donde llega Mirotic. Por ahora, si quiere seguir el curso de otros grandes, su misión es liderar al Real Madrid 2011-2012. Esta vez sin la timidez del año pasado y con la confianza de quien se sabe el mejor jugador de su generación.